Saltar al contenido
Librosymas.site

Si tú me dices ven lo dejo todo… pero dime ven.

LIBROS PARA QUEDARSE EN CASA

Para estos días de obligada permanencia en casa, la cultura, en general, y los libros, en particular, son nuestros aliados para sobrellevar la lentitud de las horas y los temores  que las amenazan. En este sentido, este librito de Albert Espinosa es una elección perfecta por su contenido y mensaje.

UNA HISTORIA CON BANDA SONORA

Con la banda sonora del famoso bolero de fondo, el título efectista nos adentra en una breve novela llena de frases para reflexionar y meditar, para detenerse un ratito en medio de las prisas por vivir. El protagonista se encuentra en un momento crucial de su vida, pero para afrontar el presente necesita volver a su pasado. Dani ha sufrido mucho durante su infancia: la pérdida de sus padres, la incomprensión de su hermano, incluso la crueldad de sus compañeros… Pero del sufrimiento ha ido sacando enseñanzas vitales, especialmente a través del contacto con ciertas personas que se han cruzado en su vida por una razón. En su caso, los dos regalos que la vida le tiene reservados, se llaman el señor Martín y George. Ambos, en distintos momentos de su infancia, le aportaron una píldora de enseñanza clave para afrontar la vida a sus cuarenta años. Y es que, aunque no es exactamente una novela juvenil, lo cierto es que el protagonista insiste en contarnos su pasado, determinados episodios y personas que marcaron su infancia y que vuelven en forma de enseñanza en su madurez para dar sentido a su presente.


PÍLDORAS PARA PENSAR

Aunque la novela se queda un poco “descafeinada” en cuanto al argumento (con un final, en mi opinión, demasiado rápido por unir artificiosamente las distintas líneas de la historia), al menos el autor sabe guiarnos por cada capítulo y nos va dejando en cada uno, un poso de reflexión. De hecho, el título de cada capítulo es una invitación a jugar con las palabras e introducirse en ese mundo de sensibilidades. Con un lenguaje sincero, directo, confesional, pero también lleno de belleza y metáforas, consigue crear una atmósfera irreal, como las fotografías de esos faros que colecciona el señor Martín.
Son muchos los temas apuntados en esta novela: la dificultad y a la vez el orgullo de ser diferente, las apariencias, el crecimiento y superación personal, el mundo interior, las relaciones de pareja, la paternidad y la maternidad, el juego y el azar… Y aunque el autor no los desarrolla en toda su profundidad, deja la puerta al lector para la divagación y la reflexión, porque, en definitiva, son temas universales que nos envuelven a todos. Así que, por esas pequeñas píldoras de pensamiento,  ahora que tenemos tiempo para pensar, sin duda es una novela corta que merece la pena probar.

OTROS TÍTULOS DEL AUTOR